miércoles, 8 de agosto de 2012

El 15-M tuvo todo claro desde su inicio


El 15-M tenían claro ya en sus inicios demasiadas cosas

Jamás abogaron por sustituir esta farsa de la democracia representativa, sino que incluso impidieron toda intervención en ese sentido. Pese a los venerables ropajes con que aparentaban imitar las buenas prácticas antiguas: inherentes a la democracia real o participativa, jamás quisieron saber nada de formar partido, para gobernarnos el pueblo en democracia real: Democracia que sería la participativa, desde el marco de la plaza pública y sin condicionar por ellos, como sucedió, las intervenciones que podían aportar indicaciones valiosísimas para la solución de la problemática política: que se nos está haciendo padecer al pueblo, en pro del inicuo e indefectiblemente corrupto sistema capitalista, que jamás posibilitará una sociedad de derechos auténtica e inherente libertad e igualdad generalizadas; en el buen sentido en que se entiende por los latinoamericanos, de quienes que podríamos adoptar un cúmulo de indicaciones valiosas para superar esta inicua historia, que se nos viene imponiendo a sangre y fuego por los católicos capitalistas de todo el mundo (católicos en el sentido universal del término, según les dejé ya explicado en diversos trabajos de mi blog).

Ya tenían todo decidido y nada quisieron oír siempre que se intentó hablar en contra del capitalismo, y menos todavía en contra de quienes de él se benefician a costa del resto, dándoles a los beneficiarios de lo que son (mafia católica), y por ello nos acallaron siempre que se intentó hablar en contra del opresor mundo católico, que tan cruentamente nos imponen su sistema esclavista por todo el mundo, actualmente por el reiterado o empecinado intervencionismo imperialista Yankee (de Norteamérica), que se han erigido en sus criminales cancerberos. Venían con el guión bien aprendido, según supe ver, pero también más gente:

Son en potencia unos soberbios burócratas: gracias a su formación universitaria pro-sistema, que entiendo que pretenden que no se les mate la gallinita de los huevos de oro por explotarla abusivamente, porque también ellos aspiran a vivir de ella similarmente a como ya lo hicieron sus mayores. El ser unos soberbios burócratas en potencia, lo demostraron en la representación que supuso el montaje del campamento de Sol: con precisión militar (al modo de consumados estrategas), pero únicamente con la finalidad de amagar un cambio que indefectiblemente supondría hacerles perder las elecciones a 'nuestros' supuestos socialistas. En cuanto que ahora, con el llamado ¡El 25 de septiembre tod@s a Madrid!, ¡toma la Moncloa! quieren poco más expulsar al PP del Parlamento, pero no una cura real (y no superficial) a los males que padecemos el pueblo a manos del mundo católico: por un cambio de sistema que nos restituya el poder en todas sus manifestaciones o formas (económico, político, jurídico, militar y mediático; así como una auténtica "Iglesia Educacional Laica de Liberación Popular" como la única permisible y por tanto permitida, y consecuente control real por el pueblo sobre los ayuntamientos, magistraturas de todo tipo y la administración). Tampoco piden restitución y castigo por los expolios realizados, ni preconizan una cura definitiva que implique un cambio de sistema y consecuente nueva historia no capitalista.

Son demasiadas las cosas a cambiar sobre las que deberemos tratar el pueblo, hablando sin las limitaciones a que se nos condicionó por "El 15-M". Entre otras ya citadas en el marco de mis anteriores trabajos, se deberá cambiar el actual sistema de salud a fin de hacerlo realmente hipocrático (incluido el sistema agro-alimentario). Ya que por la trampa del sistema sanitario meramente paliativo que nos "montaron" las mafias del poder, se posibilita, como nunca, el deterioro de la población por las enfermedades (realmente no es un sistema para la salud sino para la enfermedad); para exclusivo beneficio de farmaindustria y de los doctos zopencos de universidad que ésta crea al servicio y beneficio de las grandes corporaciones farmacéuticas (repito que no para la auténtica salud). A cambio de cuya formación y a efectos de que se sirva a tan grandes intereses, se les a sus lacayos la zanahoria que supone un cierto reconocimiento social y algunas migajas, por ser buenos siervos al servicio de farmaindustria:
Es lamentable el mal empleo (o malgasto) que se hizo de los esfuerzos del pueblo trabajador, en pro de esta horrenda construcción mafiosa. Y consecuentemente mucho lo que nos resta por hacer, el esfuerzo de todo tipo que se requiere o requerirá para poder cambiar de sistema político, en pro de construirnos un futuro de belleza y bienestar generalizados.


*          *
*

Y ahora vean el tipo de música que deberíamos posibilitarle bailar a los pueblos del mundo, perteneciente a una destacada estrella de esa maravillosa y pródiga constelación de estrellas latinoaméricas, entre cuya producción se encuentran abundantes clarificaciones de su concepto de igualdad, de que "El 15-M" carece y nada quiere saber:

Ruperto

Un soberbio recitado de Chávez

Un vídeo con ilustraciones acordes al audio
Véase en el vídeo lo que en latinoamérica se entiende por rancho de pobres.
Afiche (cartel o lámina de papel para exhibir).


Ruperto vivía en su campo
su mujer y tres muchachos
la hierba su medicina
y el brujo Antonio su médico

Y un día miró a Caracas
en la pulpería del pueblo
en un almanaque de esos
de la Creole Petroleum Corporation

Quiso venir a Caracas
vino a Caracas Ruperto
lo ayudó el capitalismo
lo ayudó a construir su rancho
con latas vacías de Pepsi-Cola
con latas vacías de Mobil Esso
y le puso como techo
un afiche de la Ford Company
"Qué fácil tener un Mustang"

Se le enfermó su muchacho
el más pequeño de ellos
y el más grande de sus sueños
bajó a la ciudad Ruperto
a buscarle algún remedio
y se le murió en la cola
se le murieron sus sueños.

No tenía pa' enterrarlo
el desempleado Ruperto
y buscó robar Ruperto
pa' llevarlo al cementerio
apresaron a Ruperto
la policía siempre es eficiente
cuando se trata de los pobres.

Vinieron los curiosos
y gritó uno de ellos
"policía deje ese hombre"
no lo ves que está llorando
no lo ves que quiere irse
con su muchachito muerto
No lo ves que quiere irse
corriendo tras de sus sueños

Hace tiempo no lo veo
pero mi pana me dijo
que lo vio buscando tablas
no pa' enterrar a un pequeño
sino pa' enterrar un viejo
pa' enterrar al capitalismo
el causante de los males
que está sufriendo mi pueblo
pa' llevarlo al cementerio
que construyen los obreros.

Échale bolas Ruperto
guillo Ruperto
que la lucha te liberará.
Mucho guillo Ruperto
lucha Ruperto
con la lucha, la lucha no más.
Por tu madre Ruperto,
lucha Ruperto,
que la lucha te liberará.